El video lo compartimos con el objetivo de mostrar los niveles de desinformación  de muchos jóvenes -a pesar que los entrevistados cursan estudios superiores- respecto a algunos tópicos básicos sobre sexo y sexualidad. Específicamente planteamos dos preguntas: ¿Si se eyacula afuera no hay embarazo?, y, ¿Si se rompe el condón qué opciones tienes?

¿Y tú, qué hubieras respondido?

Derribando mitos y esperando rectificación del Estado

En relación al mito de “si terminas afuera no pasa nada”, este se asocia al método conocido como “coito interrumpido”, el mismo que puede producir embarazo pues, según especialistas, “desde el momento en que se produce la erección, aparece en el conducto del pene un fluido cristalino que ya trae espermatozoides” lo que ya otorga la probabilidad de causar embarazo –además de transmitir infecciones de transmisión sexual-, siendo esta mayor si la mujer está en días de mayor fertilidad, por lo que más recomendable es emplear algún método anticonceptivo.

En cuanto a la circunstancia del rompimiento del condón y una posterior eyaculación al interior de la vagina, lo más recomendable y efectivo es acudir al anticonceptivo oral de emergencia (AOE) o “píldora del día siguiente”, el mismo que puede adquirirse solamente en farmacias y boticas. Su uso –para ser efectivo- es recomendable realizarlo dentro de las primeras 72 horas, aumentando su efectividad mientras más pronto se tome, estimándose dicha efectividad en un 75%. Debe tomarse en cuenta que las píldoras del día siguiente no son abortivas, es decir, no causan ningún efecto cuando ya se ha producido el embarazo y deben tomarse exclusivamente en casos de emergencia como estos.

Vale la pena mencionar que se está a la espera de un pronunciamiento, en los próximos días, del Tribunal Constitucional sobre la distribución gratuita del AOE en los establecimientos públicos de salud tras la acción de amparo interpuesta por la abogada Cristina Gómez en contra del Ministerio de Salud por la restricción en su distribución desde el año 2009, lo que constituye una flagrante discriminación para las mujeres de escasos recursos que tienen limitaciones económicas de acceso a dicho anticonceptivo.

Derribando más mitos

Con el ánimo de aportar a quebrar algunos mitos más relacionados con la sexualidad, compartimos algunos otros:

  • Mito: “No se puede quedar embarazada en la primera relación sexual”

FALSO. Se puede quedar embarazada en cualquier momento si se tienen relaciones sexuales sin usar métodos anticonceptivos, ya sea la primera vez o 100 veces más. Es incluso posible quedar embarazada antes de tener el primer período.

  • Mito: “No se puede quedar embarazada durante el menstruación”

FALSO. No es muy común, pero es posible quedar embarazada al tener relaciones sexuales durante el período. Esto se debe a que los espermatozoides pueden permanecer en los órganos reproductores durante seis días a la espera de algún ovario.

  • Mito: Las duchas vaginales después de tener sexo previenen el embarazo

FALSO. Chorros de agua, sodio, vinagre o cualquier otra cosa en la vagina después del sexo no previene el embarazo, lo que puede provocar es una infección. La única cosa que va a prevenir el embarazo es usar un método anticonceptivo cada vez que se tenga sexo.

  • Mito: “Los métodos anticonceptivos no son muy seguros”

FALSO. Cuando se utiliza correctamente, muchos métodos de control de natalidad son efectivos para prevenir el embarazo. Los condones son 98% eficaces en la prevención del embarazo cuando se usan correctamente, y también son la mejor manera de evitar ITS. Es necesario ponerse el condón antes de comenzar a tener relaciones sexuales, y mantenerlo todo el tiempo que se está teniendo sexo.

  • Mito: “Uno no puede contagiarse alguna ITS vía sexo oral”

FALSO. Aunque la mayoría de las ITS se propagan a través de la penetración, el sexo oral sin protección también presenta riesgo de enfermedades de transmisión sexual. El virus de papiloma humano, gonorrea, sífilis, herpes y hepatitis B pueden ser distribuidas a través del sexo oral. El VIH es menos probable pero puede transmitirse. Es una buena idea utilizar los condones para el sexo oral (existen preservativos con sabores se hacen).

  • Mito: Es posible saber si usted (o su pareja) tienen una ITS

FALSO. La mayoría de las personas que tienen una ITS no presentan síntomas. Y si no se tratan, algunas ITS pueden convertirse en infecciones muy peligrosas e incluso conducir a un daño permanente (como la infertilidad). La única manera de saber si tiene una ITS es haciéndose la prueba, es rápido y fácil.

  • Mito: El contagio de una ITS es el fin del mundo

FALSO. Una gran cantidad de ITS (como la gonorrea y clamidia) se puede curar con antibióticos simples que recibe de su médico. Las ITS que son causadas por virus -como el VIH, VPH, herpes y hepatitis- no se pueden curar, funcionan más como la gripe, hay tratamientos para aliviar los síntomas. Las personas con ITS virales pueden vivir una vida larga y saludable con la ayuda de su médico.

  • Mito: Si obtiene una ITS una vez, no se puede conseguir de nuevo

FALSO. Una gran cantidad de ITS se puede curar con antibióticos. Pero una vez que se curan, se pueden obtener de nuevo. Así que si usted recibe tratamiento para una ITS, su pareja también debe ser tratada, de lo contrario podrían transmitir la infección nuevamente.

*Con información de Apoyo a Programas de Población y Planned Parenthood

 

Comentarios