Han pasado casi tres años desde el incendio que dejó sin hogar a más de 200 familias de la comunidad shipibo-conibo en Cantagallo. Las obras de construcción estaban programadas para octubre de este año.

Redacción Wayka

Hace dos meses, el Ministerio de Vivienda anunció que las construcciones en Cantagallo iniciarían en octubre. Sin embargo, el ministerio informó a El Comercio que las obras iniciarán recién a inicios de 2020.

Las casas para 238 familias de la comunidad shipibo-conibo del Rímac serán construidas a través del programa Techo Propio. El ministerio precisó que también se habilitarán veredas, pistas y áreas de recreación.

Nelly Aedo, jefa del Programa de Pueblos Indígenas de la Defensoría del Pueblo, indicó a El Comercio que el Ministerio de Vivienda tiene pendientes la adjudicación de lotes y la obtención de la certificación ambiental.

Por otro lado, «la Municipalidad Metropolitana de Lima debe emitir un informe de evaluación de riesgo y una ordenanza que modifique los parámetros mínimos (de los lotes) a 45 m2», explicó.

De acuerdo al Ministerio de Vivienda, estarían a la espera del informe de evaluación de riesgos por parte de la municipalidad, para la adjudicación de lotes.

Pero la Municipalidad de Lima señala que para avanzar con los trámites, el ministerio debe entregar información a la gerencia encargada. El 5 de julio, se pondrá en agenda del Concejo Metropolitanao la aprobación de los parámetros modificados.

«Más de 200 familias necesitan ser propietarias de vivienda digna y 350 niños/as están en riesgo de educación bilingüe», escribió la Defensoría en redes sociales. Además, 70 escolares que estudiaban en Cantagallo habrían dejado el colegio, que dejó de estar activo debido a las obras.

Visitas: 11